Portada » Coches Clásicos » Clásicos: BMW M3 E30 Evolution II

Por el

Clásicos: BMW M3 E30 Evolution II

En el año 1986 y para cumplir con la homologación necesaria para participar del campeonato de turismos nació el BMW M3 de primera generación. En 1988 llegó su ultima actualización a la que se conoció como Evolution II, que llevó la potencia de su motor de 4 cilindros hasta los 220 cv.

En el año 1986 BMW decidió incursionar en un segmento en el que con el Serie 3 todavía no participaba. Fue ahí cuando nació el M3, un deportivo que todavía hoy continúa en producción.

BMW-M3-E30-EVO2-1

El BMW M3 nació en 1986 para participar en el campeonato de turismos.

Con las intenciones de poder lograr la homologación de la FIA para el Grupo A de turismos, Eberhard Von Kuemheim quien por aquellos años se desempeñaba como presidente de BMW, encargó a Paul Rosche, director de desarrollo técnico el diseño del M3 y su propulsor.

Con esas instrucciones, Rosche tomó al Serie 3 E30 para crear un deportivo al que denominaron BMW M3 y junto con el coche, debutó el motor S14 de 4 cilindros y 2.3 litros de cilindrada.

Se trataba de un bloque que contaba con una arquitectura de doble árbol de levas a la cabeza, 4 válvulas por cilindro y una potencia de 195 caballos de fuerza.

El motor estaba asociado a una transmisión manual de 5 velocidades Getrag 265/5 Sport, con la primera marcha hacia atrás. Además se modificaron las suspensiones y los frenos para poder hacer frente a sus nuevas prestaciones.

La carrocería también sufrió modificaciones importantes. Si bien se basaba en el E30 de serie, el M3 utilizaba 12 paneles exclusivos para esa versión y que fueron utilizados para mejorar su aerodinámica.

BMW-M3-E30-EVO2-5

Pero además la carrocería debía alojar un tren de rodaje mas ancho, por lo cual los pasos de rueda delanteros y traseros debieron ser inflados para dar cabida a las ruedas, que además eran mas grandes y anchas. Los cambios fueron tales, que los únicos paneles de carrocería que compartía con el Serie 3 eran el capot y el techo.

Pero el éxito fue inmediato y las ediciones especiales no tardaron en llegar. Así nacieron las series limitadas a algunas cientos de unidades, que se ofrecían con una estética específica y con potencias que alcanzaban hasta los 230 cv.

Pero en el año 1987 llegó la primera evolución del M3, también nacida para poder lograr la homologación que le permitiera a BMW cumplir con las regulaciones de la FIA.

Se lo conoció como Evolution I y se produjeron 505 unidades numeradas. El Evo2 tomaba el motor de 2.3 litros 16v y elevaba su potencia hasta los 200 caballos de fuerza.

BMW-M3-E30-EVO2-6

Ya en marzo de 1988 llegó su segunda y última evolución y al igual que lo ocurrido anteriormente se produjo en una serie limitada, esta vez a 500 unidades numeradas que se agotaron en solo tres meses. Se lo conoció como Evolution II y nuevamente la potencia de su motor se incrementó.

El M3 Evo2 tomaba al bloque de 2.3 litros 16v, pero llevaba su potencia hasta los 220 caballos de fuerza y un par de 245 Nm.

Para lograrlo, los ingenieros trabajaron modificando los arboles de leva, la relación de compresión, la admisión y el escape. Además su central electrónica Bosch ML-MOTRONIC fue modificada para poder hacer frente a los nuevos desafíos.

BMW-M3-E30-EVO2-2

BMW-M3-E30-EVO2-7 BMW-M3-E30-EVO2-8

El M3 Evolution II fue el último y el mas potente. Aceleraba de 0 a 100 km/h en 6.7 segundos.

El BMW M3 Evolution II se caracterizaba además por algunas modificaciones aerodinámicas en su carrocería.

Los faros antiniebla delanteros fueron desplazadados para dar paso a las tomas de la ventilación de los frenos delanteros, ganó un spoiler delantero de gran tamaño y se modificó el alerón trasero con la incorporación de un deflector. Además se trabajó para reducir su peso y es por ello se redujo el espesor de los cristales laterales y de la tapa del compartimiento de equipaje.

Las llantas de aleación eran de 16 pulgadas, con neumáticos en medida 225/45/16, a la vez que contaba con unos nuevos discos de freno ventilados de 280 mm.

Con ésta ultima evolución, el BMW M3 de primera generación podía acelerar de 0 a 100 kilómetros por hora en 6.7 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 240 kilómetros por hora.

Su producción fue bastante limitada, ya que en Europa se produjeron apenas por encima de las 10 mil unidades del M3 original, 505 del Evolution I y 500 unidades del Evolution II, además de algunas series especiales a baja escala.

Contabilizando las unidades destinadas a Norteamérica, totalizaron unas 18 mil unidades. Pero en el Salón del Automóvil de París del año 1992 debutó ante el público su sucesor, el BMW M3 E36.BMW-M3-E30-EVO2-4

Autor: Adrián

Apasionado de los coches desde que recuerdo, el Scalextric y los cochecitos a escala fueron los encargados de iniciar ésta pasión que con el correr de los años se transformó en mi ocupación de tiempo completo. Un día entendí que mi interés por los coches  Leer más>