Portada » Noticias del motor » Chevrolet Cruise AV: El coche autónomo sin volante ni pedales llegará al mercado el próximo año

Por el

Chevrolet Cruise AV: El coche autónomo sin volante ni pedales llegará al mercado el próximo año

El primer coche autónomo sin volante ni pedales llegará el próximo año. Se trata del Chevrolet Cruise, un vehículo eléctrico basado en el Chevrolet Bolt que está listo para iniciar su andadura comercial en 2019.

General Motors anunció que luego de concluir con las pruebas con vehículos de conducción autónoma, está lista para lanzar al mercado a su primer modelo totalmente automatizado. La llegada de los vehículos completamente autónomos está mas cerca de lo que creíamos, ya que el gigante estadounidense confirmó que el primero de los modelos arribará al mercado tan pronto como el próximo año.

Se trata del Chevrolet Cruise AV, un vehículo completamente autónomo que toma como base al eléctrico Chevrolet Bolt y que tiene la particularidad de no poseer volante ni pedales. El pasado mes de enero el fabricante estadounidense nos sorprendía al desvelar este vehículo bajo el formato de un prototipo, pero mas sorprendente aún es la confirmación de que están listos para fabricarlo en serie a partir de 2019.

Sin embargo, para que esto ocurra algunas legislaciones deberán ser modificadas, aunque todo parece indicar que la llegada de los primeros vehículos de conducción autónoma ya sin los controles tradicionales como volante, pedales ni ningún otro tipo de controles manuales, está mas cerca de lo que podíamos imaginar. General Motors asegura que el vehículo ha sido probado con buenos resultados y que están listos para llevarlo a los concesionarios a partir del próximo año.

La compañía señaló que desde hace poco mas de un año ha estado desarrollado al Chevrolet Cruise y desde entonces han ya fabricado tres generaciones de este vehículo autónomo en su versión de pruebas, con el propósito de lograr su utilización en diversos entornos urbanos.

Para transformar este proyecto en realidad, la firma norteamericana ha invertido algo más de 80 millones de euros, fundamentalmente destinados a poner al día las instalaciones de sus factorías de Orion Township y Brownstown. Los módulos de techo, encargados de montar los sensores necesarios para el correcto funcionamiento del sistema autónomo, ya han comenzado a ser fabricados.

Por el momento el fabricante no ha brindado información técnica acerca de este modelo, como así tampoco ninguna imagen que permita conocer como será el formato de su carrocería. Por el momento lo único que conocemos es la primera imagen del interior, que cuenta una disposición convencional, similar a la de cualquier coche, aunque con la notable ausencia de controles manuales para conducirlo.

Autor: Adrián

Amante de los coches desde que recuerdo, el Scalextric y los cochecitos a escala fueron los encargados de encender la chispa de ésta pasión que con el paso de los años se transformó en mi ocupación de tiempo completo. Un día entendí que mi interés  Leer más>